Que Pasó En Brasil Hoy 2023

¿Qué está pasando en Brasil en el 2023?

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Inundaciones y deslizamientos de tierra en São Paulo en 2023
Un deslizamiento de tierra a lo largo de la SP-55 cerca de Ubatuba
Tipo inundación y deslizamiento de tierra
Ubicación São Paulo
País Brasil
Fecha de inicio 18 de febrero de 2023
Muertos 64 confirmados

Las inundaciones y deslizamientos de tierra en São Paulo en 2023 ocurrieron durante el fin de semana festivo del Carnaval de Brasil de 2023, lluvias sin precedentes, que alcanzaron los 682 mm (26,9 pulgadas) en 24 horas, causaron inundaciones y deslizamientos de tierra mortales en todo el estado de São Paulo,

¿Cuándo fue el desastre en Brasil 2023?

Diluvio en Brasil deja 44 muertos y decenas de desaparecidos La ruta que conecta las ciudades de Río de Janeiro y Santos está bloqueada por deslaves provocados por lluvias intensas cerca de la playa Barra do Sahi en la ciudad costera de Sao Sebastiao, Brasil, 20 de febrero de 2023. SAO SEBASTIAO, Brasil — Las inundaciones y deslaves en Sao Paulo han causado 44 muertes y el martes continuaba la búsqueda de decenas de desaparecidos en este estado del sur de Brasil.

  • La búsqueda estaba concentrada principalmente en la municipalidad costera de Sao Sebastiao, donde se han registrado 43 muertes.
  • Los bomberos esperaban encontrar personas con vida en las casas alcanzadas por los deslaves durante el diluvio del fin de semana, dijo el empleado municipal Pedro de Rosario.

“La esperanza es lo último que muere, así que tenemos mucha esperanza”, expresó de Rosario. “Todavía hay gente enterrada”. Se han identificado siete cuerpos, entregados para sus entierros, mientras que 800 personas han perdido sus viviendas y 1.730 han sido desplazadas, informó el gobierno del estado de Sao Paulo en un comunicado.

  1. Efectivos de las fuerzas armadas se sumaron a las tareas de búsqueda y rescate y a partir del jueves la Armada construirá un hospital de 300 camas, anunció el gobernador Tarcisio de Freitas en conferencia de prensa en Sao Sebastiao el martes.
  2. Las autoridades retiraban el lodo y limpiaban las vías, pero partes de la ruta entre Río de Janeiro y la ciudad portuaria de Santos siguen bloqueadas.

Otro camino, de la ciudad de Bortiga a Sao Paulo, está totalmente bloqueado. El presidente Luiz Inácio Lula da Silva visitó la región el lunes. En declaraciones a la prensa, dijo que los habitantes de las laderas deben ser trasladados a regiones más seguras.

Las precipitaciones en Sao Sebastiao superaron los 600 milímetros (23,6 pulgadas) en un lapso de 24 horas el fin de semana, una de las más intensas en un período tan breve en Brasil.Se han distribuido 7,5 toneladas de alimentos, agua y artículos de primeros auxilios, informó la gobernación de Sao Paulo.La zona afectada, en la costa norteña de Sao Paulo, célebre por sus playas flanqueadas por montañas, es un destino de Carnaval concurrido por turistas ricos que prefieren alejarse de las fiestas callejeras masivas en las grandes ciudades.

Suscríbase al Kiosco Digital Encuentre noticias sobre su comunidad, entretenimiento, eventos locales y todo lo que desea saber del mundo del deporte y de sus equipos preferidos. Ocasionalmente, puede recibir contenido promocional del Los Angeles Times en Español. : Diluvio en Brasil deja 44 muertos y decenas de desaparecidos

¿Cómo está la economía en Brasil 2023?

El producto interno bruto se expandió un 4% sobre una base anualizada en los primeros tres meses del año, lo que ayudó a que la economía más grande de América Latina superara un pronóstico de consenso de crecimiento anual de tan solo 0,78% a principios de 2023.

¿Cuál es la calidad de vida de Brasil?

Cae la esperanza de vida en Brasil – En 2021 la esperanza de vida en Brasil cayó hasta situarse en 72,75 años. Ese año la esperanza de vida de las mujeres fue de 76,01 años, mayor que la de los hombres que fue de 69,56 años. Brasil ha empeorado su situación respecto a los 194 países de los que publicamos la Esperanza de vida y ha pasado de ocupar el puesto 82 en 2020 al 87 en 2021.

Esto quiere decir que se sitúa aproximadamente en la parte media del ranking de países por esperanza de vida. Si miramos la evolución de la Esperanza de Vida en Brasil en los últimos años, vemos que ha bajado respecto a 2020 en el que fue de 74,01 años, al igual de lo que ocurre con respecto a 2011, cuando estaba en 73,34 años.

En esta página puedes ver la evolución de la esperanza de vida en Brasil. Puedes acceder a los datos de la esperanza de vida en otros países clicando en Esperanza de vida y ver toda la información sobre Brasil en Economía de Brasil Brasil – Esperanza de vida al nacer

Fecha Esperanza de vida – Mujeres Esperanza de vida – Hombres Esperanza de vida
2021 76,01 69,56 72,75
2020 77,38 70,70 74,01
2019 78,47 72,20 75,34
2018 78,27 71,96 75,11
2017 78,03 71,64 74,83
2016 77,85 71,09 74,44
2015 77,57 71,12 74,33
2014 77,43 71,19 74,31
2013 77,12 70,75 73,92
2012 76,87 70,29 73,55
2011 76,65 70,09 73,34
2010 76,59 69,84 73,18
2009 76,30 69,66 72,95
2008 76,13 69,38 72,72
2007 75,88 68,96 72,37
2006 75,67 68,55 72,04
2005 75,40 68,25 71,75
2004 74,92 67,54 71,13
2003 74,42 67,21 70,72
2002 74,19 66,85 70,41
2001 73,97 66,64 70,20
2000 73,43 66,26 69,74
1999 72,81 66,38 69,52
1998 72,43 66,09 69,19
1997 72,03 65,74 68,81
1996 71,59 65,38 68,41
1995 71,09 64,91 67,92
1994 70,65 64,64 67,57
1993 70,18 64,19 67,11
1992 69,78 63,80 66,71
1991 69,34 63,44 66,31
1990 69,04 63,10 65,99
1989 68,53 63,32 65,87
1988 68,09 62,93 65,45
1987 67,72 62,56 65,08
1986 67,21 62,18 64,64
1985 66,72 61,78 64,20
1984 66,26 61,39 63,77
1983 65,78 60,98 63,33
1982 65,29 60,53 62,86
1981 64,74 60,03 62,33
1980 64,18 59,49 61,78
1979 63,65 58,97 61,25
1978 63,15 58,42 60,72
1977 62,69 57,92 60,24
1976 62,22 57,49 59,79
1975 61,82 57,03 59,35
1974 61,36 56,54 58,88
1973 61,02 56,08 58,47
1972 60,58 55,64 58,03
1971 60,16 55,18 57,59
1970 59,73 54,78 57,17
1969 59,32 54,35 56,75
1968 58,92 53,88 56,31
1967 58,48 53,45 55,87
1966 58,08 53,06 55,47
1965 57,69 52,67 55,08
1964 57,22 52,27 54,65
1963 56,78 51,84 54,21
1962 56,27 51,35 53,71
1961 55,78 50,79 53,18
1960 55,24 50,28 52,66

Brasil – Esperanza de vida al nacer Brasil – Esperanza de vida al nacer

  • ‹ Botsuana – Esperanza de vida al nacer
  • Brunéi – Esperanza de vida al nacer ›
  • English
  • French
  • Portuguese

¿Qué problemas sociales hay en Brasil?

Brasil bajo el síndrome de las democracias acosadas – La democracia mundial atraviesa un momento de crisis, lastrada por las dificultades económicas y el empeoramiento de las expectativas sociales. La institucionalidad democrática retrocede ante el avance de propuestas autoritarias, como muestra el IV informe de IDEA Internacional publicado en 2022.

  • Según dice, la mitad de los gobiernos democráticos del mundo están en declive y los regímenes autoritarios aumentan su represión.
  • América Latina, y Brasil no es una excepción, vive una crisis integral (política-institucional y económico-social), que algunos autores califican de “policrisis”,
  • No es tanto una transición (que implicaría transitar hacia un lugar), sino más bien un fin de época.

Las consecuencias socioeconómicas de la pandemia y de la invasión rusa de Ucrania (con una mayor inflación) han profundizado los problemas y el malestar sociales acumulados. Malestar causado por el bajo crecimiento económico (inferior al 5% desde 2014, salvo 2021) que ha supuesto el aumento de la pobreza, de la pobreza extrema y de la desigualdad, desmoronando las expectativas de mejora personal e intergeneracional.

  • La misma frustración social se vio en las protestas de 2019,
  • Por errores propios y circunstancias ajenas, la democracia en la región se ha deteriorado progresivamente desde su mejor momento (2006-2007) y todo indica que en 2023 va a continuar esa dinámica.
  • La crisis de 2019 se cerró en falso.
  • Los confinamientos limitaron las posibilidades de nuevas protestas.

El espejismo económico de 2021 (con su fuerte rebote tras la brusca caída del año anterior) alejó la posibilidad de nuevas crisis institucionales. El malestar se canalizó a través de los procesos electorales (nueve elecciones presidenciales en el trienio 2020-2022) y con el voto de castigo a los oficialismos, presentes en todos los comicios.

  1. En 2023 los problemas no sólo no se han arreglado (la pobreza ha pasado entre 2019 y 2022 del 28% de media a más del 32%), sino que también se han exacerbado debido a una situación económica marcada por la inflación (en la mayoría de los países ronda el 10%) y un débil crecimiento.
  2. La región ha regresado a la nueva normalidad económica, con una baja expansión en 2022 (3%) –que será previsiblemente más pronunciada en 2023 (1,7%)–, colocando en apuros a las democracias latinoamericanas.

Por errores propios y circunstancias ajenas, la democracia en la región se ha deteriorado progresivamente desde su mejor momento (2006-2007) y todo indica que en 2023 va a continuar esa dinámica, Si en 15 años sólo Cuba era considerado un régimen autoritario, actualmente se han se sumado tres países: Nicaragua, Venezuela y Haití (este último un Estado fallido).

¿Cómo es la economía en Brasil actualmente?

El Brasil es una importante potencial agrícola e industrial y la mayor economía de América Latina y el Caribe. Es el cuarto mayor productor agrícola en el mundo, el primer productor de café, caña de azúcar y cítricos y el segundo mayor productor de soja, carne de vacuno y aves de corral.

¿Cuántas personas hay en Brasil 2023?

Población: 215.586.573 habitantes (población estimada IBGE a 12 de enero de 2023) Capital: Brasilia (3.094.325 habitantes).

¿Qué es lo que produce Brasil?

Hoy en día, el país es el mayor exportador de soja, café, jugo de naranja y azúcar, y también ocupa el primer lugar en exportaciones de carne y pollo.

¿Qué país es mejor para vivir en Brasil o México?

Brasil y México no sólo comparten su afición por el futbol. En la última década, ambos países han trabajado en mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos. Pero, todavía tienen pendientes en materia de vivienda, ingresos familiares, educación y seguridad.

Así lo revela el Índice para una Vida Mejor 2013, que realizó la Organización de la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), el cual permite comparar el bienestar en distintos países basándose en 11 aspectos esenciales para las condiciones de vida materiales y la calidad de vida: Con base en los indicadores del organismo, Brasil ofrece mejores condiciones para sus ciudadanos en materia de empleo y educación.

México destaca en ingresos familiares, vivienda y salud. Ingresos familiares, gol a favor de México En México, el dinero del que dispone una familia para gastar en bienes o servicios es 19.8 por ciento mayor al que se registra en Brasil. El indicador de la OCDE revela que el ingreso familiar promedio en territorio mexicano es de 12 mil 850 dólares al año, mientras que en Brasil se ubica en 10 mil 310 dólares.

Con dichas cantidades, los dos países se ubican por debajo del ingreso familiar disponible promedio per cápita, que es de 23 mil 938 dólares anuales. Respecto del patrimonio financiero familiar, la OCDE detalla que en Brasil el monto total de los valores financieros que posee una familia es de 6 mil 875 dólares, mientras que en México se ubica en 10 mil 449 dólares.

El promedio internacional de patrimonio financiero es de 42 mil 903 dólares. Empleo, gol a favor de Brasil En términos de empleo, Brasil supera con seis puntos porcentuales a México en el porcentaje de personas entre 15 y 64 años de edad que tienen un empleo remunerado.

De acuerdo con el indicador, en Brasil más de 67 por ciento del sector de la población de entre 15 y 64 años de edad tienen un empleo remunerado, la cifra es mayor que el 61 por ciento registrado en México. En el horario de trabajo México supera a Brasil. Según el indicador, 29 por ciento de los empleados mexicanos tienen un horario de trabajo muy largo.

Mientras que en Brasil el porcentaje es de 11 por ciento. Vivienda, gol a favor de México Según los indicadores, en México 83 por ciento de las personas dicen estar satisfechas con su vivienda actual. En Brasil, por su parte, 82 por ciento de las personas dicen estar satisfechas con su vivienda actual.

  1. Los porcentajes de ambos países son menores al promedio de 87 por ciento de la OCDE.
  2. En términos de servicios básicos, 95.8 por ciento de las personas en México habitan viviendas con acceso privado a inodoros interiores con descarga de agua.
  3. El porcentaje es 2.5 puntos porcentuales mayor al 93.3 por ciento reportado en Brasil.

A nivel internacional, el promedio es de 97.9 por ciento. En territorio mexicano, las familias gastan en promedio 21 por ciento de su ingreso bruto en mantener su vivienda. En el caso de Brasil, la información al respecto no está disponible. Educación, gol a favor de Brasil En Brasil, 43 por ciento de los adultos entre 25 y 64 años han obtenido el equivalente de un título de educación secundaria.

Mientras que en México es de 36 por ciento. Con las cifras anteriores, los dos países se ubican muy por debajo del promedio de la OCDE de 75 por ciento. En lo que respecta a la calidad del sistema educativo, el estudiante promedio en México obtuvo una calificación de 417 puntos en lectura, matemáticas y ciencias en el Programa para la Evaluación Internacional de Estudiantes (PISA, por sus siglas en inglés) de la OCDE.

Por su parte, el estudiante brasileño promedio obtuvo una calificación de 406 puntos. Las dos calificaciones anteriores se colocan debajo del promedio de la OCDE, que es de 497 puntos. Salud, gol a favor de México En materia de salud el marcador es muy cerrado.

En México, la esperanza de vida al nacer es de casi 74 años, un año más que en Brasil, que es de 73 años. En términos de calidad del agua, 67 por ciento de los brasileños dicen estar satisfechos con la calidad del agua, cifra menor al 68 por ciento que se registró en territorio mexicano. Seguridad, empate técnico La seguridad es un factor determinante para el bienestar de las personas.

En Brasil, 7.9 por ciento de las personas informaron haber sido víctimas de un asalto durante los 12 últimos meses. En México, el porcentaje se elevó a 12.8 por ciento. Según la información más reciente de la OCDE, la tasa de homicidios en Brasil es de 25.5, mientras que en México es de 23.4.

¿Cuál es el lugar más seguro para vivir en Brasil?

Dónde vivir en Brasil – Este punto también es muy subjetivo ya que depende de tus intereses y posibilidades. Hay muchos argentinos que se mudan a Brasil para vivir en una ciudad grande con playa, como Río de Janeiro, o los que prefieren estar cerca del mar pero en un lugar de tranquilidad y naturaleza, como Arraial do Cabo, Pipa, Paraty o alguna de estas playas de Brasil,

  • Un factor fundamental es si necesitás buscar empleo en Brasil o si trabajás de forma remota o como nómada digital,
  • Para el primer caso, los sueldos más altos y mejor calidad de vida en general están en los estados del Sureste, aunque los precios son más elevados que en el norte.
  • También es importante que tengas en cuenta la comunicación,

Hablar portugués es indispensable para conseguir trabajo en Brasil. Si lo estás aprendiendo, en el sur es mucho más comprensible para alguien que habla español, mientras que hacia el norte y el interior te resultará más difícil. Si buscás trabajo en el sector de hospitalidad, en los destinos de turismo internacional podés tener oportunidades aunque tu portugués no sea perfecto, pero con un buen nivel de inglés además del español.

  • Brasil es el quinto país más grande del mundo, lo que hace que el clima, paisajes y cultura sean muy diversos, y que la experiencia que tengas varíe mucho dependiendo de dónde estés.
  • Lo ideal es que, si tenés la posibilidad, hagas un buen viaje por Brasil para conocer las distintas regiones y evalúes cuál te gusta más para establecerte.

Además de las dos ciudades más grandes del país -São Paulo y Río de Janeiro-, una opción muy elegida para vivir en Brasil es Búzios, que tiene un clima agradable, excelentes playas, es una de las más seguras del país, y es mucho más tranquila que las otras.

¿Dónde es más seguro vivir en Brasil?

¿Cómo es Jaú, la ciudad más segura del Brasil más violento? Jaú. Tres muertes violentas en los ocho primeros meses del 2019. No es el índice de criminalidad de un país europeo. Los números corresponden a Jaú, la ciudad más segura de un acostumbrado a contar los homicidios por miles, perder a sus jóvenes en tiroteos y ver sangrientas peleas en sus cárceles.

Esta localidad es un oasis de paz en el interior del estado de Sao Paulo, con una tasa de 2,7 homicidios por cada 100.000 habitantes, casi doce veces menos que la media de Brasil (31,6) e incluso más baja que la de algunos países europeos, como Letonia (4,1) o Lituania (4,5). ►► ► La llaman la “Capital del Zapato Femenino”, una próspera industria, que junto con la de la caña de azúcar y el comercio, emplea a buena parte de las 150.000 personas que viven en este municipio de calles limpias y ambiente agradable.

” No tengo ningún miedo de estar aquí. Aquí hay paz “, dice a Efe Ticiane da Silva, de 40 años, mientras ve caer el sol en un banco de un parque público junto con su hija pequeña. Muchos de los vecinos caminan con sus teléfonos celulares en las manos sin tener que mirar hacia atrás, una escena casi impensable en la mayoría de las ciudades brasileñas.

Algunos de ellos ni siquiera saben con exactitud dónde se encuentra la comisaría más cercana. De acuerdo con el Atlas de la Violencia 2019, publicado la semana pasada, Jaú solo tuvo cuatro homicidios en el 2017. En la otra orilla, Maracanaú, en la empobrecida región noreste, fue la ciudad más violenta con casi 330 asesinatos y una tasa de 145,7 homicidios por cada 100.000 habitantes.

Ese año 2017, en todo Brasil, hubo 65.602 homicidios, un récord histórico marcado por la cruenta guerra que libran distintas facciones criminales fuera y dentro de los presidios. Pero en Jaú la realidad es radicalmente distinta. Hay un clima general de sosiego.

  • El crimen más común es el hurto “, afirma a Efe Fernando Henrique Perpetuo, capitán de la Policía Militarizada y comandante en Jaú,
  • De las tres muertes violentas registradas en lo que va de año, la última ocurrió el pasado sábado, en la zona rural de la ciudad.
  • Fue un desencuentro entre familiares.

Un cuñado acabó por apuñalar a otro cuñado y este acabó muriendo “, relata.

  • La otra fue en defensa propia durante un asalto frustrado a una casa y la más chocante hasta la fecha fue un homicidio tras robo, ” pero los autores fueron identificados, están presos y ahora aguardan juicio “, dice el capitán.
  • Ese es otro de los factores que dejan más tranquilos a los jauenses: asesinato cometido, asesinato resuelto.
  • ” Nuestros índices de esclarecimiento son muy altos, llegan a cerca del 100 %, lo que también inhibe a realizar este tipo de delitos porque el individuo sabe que tiene grandes posibilidades de ser identificado, preso y condenado “, señala a Efe Euclides Francisco Salviato Junior, comisario de la Policía Civil en Jaú desde hace casi tres décadas.
  • En la plaza de la República, Isaac Liberato, de 65 años, vende churros y algodón dulce con un carro ambulante desde hace 20 años.

Cuenta que se marchó de Guarulhos, en la región metropolitana de la ciudad de Sao Paulo, por la falta de seguridad y ha terminado por echar raíces en Jaú -ya tiene hasta una bisnieta nacida aquí-. Y completa: “Ando aquí por la noche, a cualquier hora”, un privilegio casi exclusivo para una urbe brasileña con más de 100.000 habitantes.

Silvio Rosati nació y se crió en este municipio paulista. Trabajó durante toda su vida como funcionario en un banco y en sus 78 años de vida no recuerda algún episodio “grave” o “tiroteos” en la ciudad. Otras de las claves para explicar el éxito de Jaú en materia de seguridad es la mejora progresiva de los indicadores de desarrollo humano, una tendencia que se ha mantenido con diferentes administraciones desde la década de los 90.

Actualmente solo un 6% de los niños viven en condiciones de pobreza, frente al 16,4% de media en las ciudades de Brasil con más de 100.000 habitantes; prácticamente todos sus vecinos están conectados a la red de saneamiento básico; y únicamente un 4% de los jóvenes ni estudia ni trabaja (9,1% de media nacional), según el Atlas de la Violencia 2019.

  1. Así lo explica el actual alcalde de Jaú, Rafael Agostini, de 39 años y militante del Partido Socialista Brasileño (PSB, centroizquierda), quien también destaca la importancia del trabajo integrado de todas las esferas de poder.
  2. ” No es solo una cuestión de estar la Policía en la calle, también es una cuestión de estar proporcionando oportunidades a los niños, a lo menores para que estén menos en la calle “, subraya a Efe.
  3. A lo largo de sus ocho años mandatos, que concluirán el año que viene, ha incidido en aumentar los horarios en las escuelas, abrir centros de convivencia social y revitalizar el equipamiento público, como embellecer las plazas.
  4. Como contrapunto al presidente de Brasil, el ultraderechista Jair Bolsonaro, que apuesta por armar a la población como fórmula para reducir el número de homicidios, Agostini se declara “un adepto de la tesis de que la violencia genera más violencia”.
  5. ” El ejemplo de Jaú muestra que no es incentivando las personas a a ser más violentos, incentivando una cultura de la violencia, que uno va a tener resultados satisfactorios “, sentencia.
  6. Fuente: EFE

: ¿Cómo es Jaú, la ciudad más segura del Brasil más violento?

¿Cómo está la pobreza en Brasil?

Extrema pobreza en Brasil registra aumento récord de 48,2 % en 2021 por COVID-19 – CGTN en Español.

¿Cuáles son las causas de la pobreza en Brasil?

Brasil, ejemplo mundial por el logro del rescate de la pobreza a 25 millones de personas – En la última década, cerca de 25 millones de personas abandonaron la condición de pobreza en Brasil, convirtiendo el país en modelo de reducción de la pobreza Los resultados alcanzados son consecuencia del comportamiento positivo del mercado laboral, sumados a la política de valorización del salario mínimo y a la expansión de las transferencias asistenciales, entre las cuales se destaca el programa de transferencia condicionada de Brasil, el programa Bolsa Família.

  1. El Bolsa Família fue instituido en 2003, durante el gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva, a partir de la unificación de programas de transferencia de ingreso preexistentes.
  2. Con el objetivo final de combatir la pobreza y el hambre en Brasil, el programa exige que los hogares beneficiados asuman compromisos en el área de la salud y educación a cambio de una transferencia de renta mensual cuyo valor se establece de acuerdo con la composición familiar.

El prestigio internacional conquistado por el Bolsa Família se debe a su gran cobertura. Hasta abril de 2015 más de 13 millones de personas en Brasil eran beneficiarias del programa. Se consideran elegibles a la recepción del Bolsa Família, hogares clasificados como pobres, cuya renta mensual por persona no sobrepase un valor entre R$77 y R$154, y hogares extremamente pobres, con ingresos mensuales por debajo de R$77.

  1. Aunque el Bolsa Família no haya sido decisivo para la reducción de la pobreza, el programa de transferencia condicionada contribuyó en el 18% para la caída de la desigualdad en Brasil.
  2. El impacto sobre la desigualdad sí se debe al hecho de que los ingresos en la base de distribución son muy bajos.
  3. Así, estas transferencias de renta, aunque fueran valores pequeños, al focalizarse en la población pobre redujeron las desigualdades que afectaban a una gran cantidad de individuos.

A pesar de los logros sociales obtenidos y que Brasil está entre las diez mayores economías del mundo, todavía más 10 millones de personas viven en condiciones de extrema pobreza en el país. La principal causa de la persistencia de la pobreza en Brasil es la enorme desigualdad de distribución del ingreso,

  • Para cambiar esta realidad, desde 2012 el gobierno adopta medidas para eliminar la diferencia entre el ingreso de los hogares y el valor de la línea de la pobreza extrema, privilegiando las familias con niños.
  • Sin embargo, solamente las transferencias de ingreso no garantizan la mejora del bienestar.

La protección integral de la población a través de la provisión de servicios públicos de calidad es el principal desafío de las políticas antipobreza en Brasil. Además, el país pasa ahora por una recesión económica que pone en riesgo los logros de los últimos años y limita el presupuesto destinado a la erradicación de la pobreza,

¿Cuál es el nivel de pobreza en Brasil?

El número de pobres en Brasil se dispara hasta 29,4 %, el máximo en diez años. Río de Janeiro, 2 dic (EFE).

¿Cuántos soldados tiene Brasil 2023?

Introducción – El 7 de septiembre es el día de la independencia nacional en Brasil. Sin embargo, nunca ha sido una fecha de manifestaciones populares o civiles. Al contrario, el feriado siempre ha estado marcado por desfiles militares. La agenda del presidente Jair Bolsonaro (Partido Liberal) ha sido definida no solo por su discurso radical, sino también por su mayor participación en ceremonias militares, como quedó claro el 7 de septiembre de 2021, cuando convocó a sus partidarios a salir a las calles y protestar contra el Congreso, el Poder Judicial, los medios de comunicación y el Congreso Nacional, después de semanas de tensión y especulación sobre un posible golpe.

  • Orgulloso de haber salido de las filas militares, el excapitán sabe que las Fuerzas Armadas fueron el sector decisivo para conquistar el poder y permanecer en él.
  • Tres años antes de este episodio, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (Partido de los Trabajadores – PT) lideraba las encuestas de opinión de la disputa electoral, pero fue condenado e inhabilitado para ser candidato.

Un recurso de habeas corpus debía ser juzgado en el Supremo Tribunal Federal (STF). La víspera del juicio, minutos antes del principal noticiero televisivo del país, el general Eduardo Villas Bôas, entonces comandante del Ejército, publicó una nota en Twitter, escrita de acuerdo con el Alto Mando del Ejército, formado por 15 generales de cuatro estrellas, en la que amenazaba implícitamente al Tribunal.

El habeas corpus fue negado en una votación apretada (6 a 5) y Lula fue encarcelado días después. Durante la campaña electoral, dos ministros del mismo STF fueron aconsejados por el entonces presidente de la más alta corte brasileña, el magistrado Dias Toffoli, de no tomar medidas más duras contra el envío ilegal y masivo de mensajes o contra las fake news de la campaña de Jair Bolsonaro para no disgustar a los militares.

En ese momento, el cobarde presidente de la Corte Suprema fue asesorado por el futuro ministro de Defensa, general Fernando Azevedo e Silva, por indicación del mismo general Villas B ôas. En la ceremonia de proclamación como presidente electo, Jair Bolsonaro se dirigió directamente a Villas Bôas, presente en el acto, y le agradeció como “responsable” de su elección por haber “influenciado en los destinos de la nación”.

  • Por lo tanto, mucho antes de la elección de Bolsonaro, las Fuerzas Armadas brasileñas ya actuaban como un verdadero “Partido Militar”.
  • Brasil posee hoy la segunda fuerza militar más grande de las Américas, solo superada por Estados Unidos.
  • Tiene la mayor cantidad de militares en servicio activo de América Latina y de todo el hemisferio sur: 334.500 militares en activo, una media de 18 militares por cada 10 mil brasileñxs.

Sin embargo, el país no es una potencia militar, no posee capacidad nuclear ni de lanzamiento de misiles balísticos. El protagonismo asumido por las Fuerzas Armadas en el último período es determinante para comprender el retroceso en los derechos sociales conquistados en la década de 2000 y la ola neofascista actual.

Segmentos militares brasileños conspiraron disimuladamente en el golpe contra la presidenta Dilma Rousseff (PT) en 2016 y son los pilares de la organización política de la coalición militar-financiera-neopentecostal que llevó a Bolsonaro al poder. Este protagonismo pone fin a casi tres décadas en que los militares estuvieron fuera del escenario político nacional, desde el fin de la dictadura militar (1964-1985).

Un lapso de tiempo pequeño para una organización que ha estado permanentemente presente en la vida política brasileña. La lectura acerca del mundo del entorno militar, expresada ahora por el gobierno federal, está formada por una cohesión ideológica conservadora y liberal que se caracteriza por:

Corporativismo : el sentimiento de pertenencia a la corporación militar supera cualquier otro, incluso el sentimiento nacional. Los militares se perciben a sí mismos como superiores a los civiles y la corporación se considera la esencia misma de la nación, teniendo como “destino manifiesto” la “misión de salvarla”. Visión de un Estado fiscal y regulador de demandas de los intereses privados: el Estado fuerte solo se acepta en el ámbito de la defensa y la seguridad pública. Valores: guiados por una creencia en el humanismo cristiano conservador, cargados de ideas individualistas, la ética del éxito y la noción de que los fuertes se expanden. Consideran que las agendas identitarias (lucha contra el racismo, machismo, homofobia) son divisionistas. Liberalismo-conservador: entiende que la democracia es rol de las élites, al pueblo le cabe solamente el voto, pero no necesariamente universal. Anticomunismo : el comunismo es visto como el enemigo histórico de los militares en Brasil y como antagonista del orden occidental.

A partir de estos marcos ideológicos, es posible comprender mejor el comportamiento de las Fuerzas Armadas. De la privatización de empresas públicas al servilismo a Estados Unidos, de la gestión política de la pandemia a la ocupación masiva de cargos públicos, de la ampliación de los privilegios de los rangos superiores al aumento de su distancia material con relación a los rangos inferiores, de la recuperación de su papel político a la reorganización de sus aparatos de hegemonía en el Estado, del alineamiento con el oscurantismo al mito del “marxismo cultural”, los militares y sus organizaciones —burocráticas, políticas y sociales— salieron a la superficie de la política para disputar abiertamente el rumbo de la sociedad brasileña.

En este dossier tenemos el propósito de compartir un poco del trabajo que ha construido el Observatorio de Defensa y Soberanía de la oficina Brasil del Instituto Tricontinental de Investigación Social, para entender qué son las Fuerzas Armadas en Brasil, su relación con el imperialismo estadounidense y cómo funciona la militarización de sectores nacionales.

Antes de entrar en la actualidad, vale la pena hacer un breve repaso histórico de su funcionamiento y desarrollo.

¿Qué le pasó al influencer brasileño?

La influencer brasileña Lygia Fazio muere por las complicaciones derivadas de los implantes que se puso en los glúteos en 2020 “Desafortunadamente nuestra guerrera falleció. Gracias por todo el apoyo”. Con este mensaje anunció el pasado miércoles su familia la muerte de Lygia Fazio,

  • La modelo e influencer brasileña, que también había trabajado como periodista en un programa de televisión, llevaba semanas ingresada en un hospital de Sao Paulo a causa de un derrame cerebral.
  • Según el diario argentino, el desafortunado final de Lygia Fazio, de 40 años y madre de dos niños, comenzó a escribirse en 2020, cuando recurrió a unos implantes para agrandar sus glúteos,

Desde entonces, el material utilizado en aquella operación de cirugía estética -silicona industrial mezclada con el componente plástico PMMA- no había dejado de causarle problemas de salud porque se infiltró a otras partes del cuerpo y dio lugar a infecciones,

El año pasado llegó a estar 100 días ingresada. “Estoy agradecida con el Señor por estar viva y por ayudar a muchas personas a no pasar por lo que yo pasé”, escribió Lygia Fazio en su cuenta de Instagram al recibir el alta médica después de uno de sus ingresos para extraerle el material de esos implantes.

La periodista Meiri Borges, amiga de Lygia Fazio, definió aquella operación de cirugía estética como “la bomba de relojería de su vida”, Según recoge Clarín, Borges manifestó que “ese producto se le empezó a esparcir por todo el cuerpo, causándole una bacteria, infecciones y muchos problemas para su vida”.

  1. ¿Hasta cuándo estos médicos asesinos van a poner PPMA a la gente? Eso es un crimen.
  2. Tiene que ser prohibido.
  3. Descansa en paz, Lygia”, escribió la presentadora Flávia Noronha.
  4. Otros amigos de Lygia Fazio han hablado de operación “clandestina”.
  5. La resina de polimetilmetacrilato se usa para la fabricación de prótesis óseas y dentales,

Pero el PMMA dejó de usarse hace años en prótesis para glúteos y mamas precisamente por las complicaciones posteriores que se habían detectado. Por un lado, podía provocar inflamaciones y, por otro, en caso necesario, era muy difícil de extraer. Es la razón de que familiares y amigos de Lygia Fazio estén usando su cuenta en Instagram para advertir sobre el riesgo de los materiales que le fueron implantados.